domingo, 21 de septiembre de 2014

Educación del siglo XXI: ¿frutos de una educación de siglos pasados?




Las diferentes facultades de educación transmiten a los nuevos licenciados, docentes y profesionales de la educación la pedagogía solo como la historia de algunos autores sin el trasfondo de un contexto, de una realidad, de la vida. Nombres de escuelas y sus autores quedan en la memoria del educador en una suma de datos y nada más por ello es necesario pensar en la influencia que tienen y han tenido estas posturas.
Es por esto que en el siglo XXI la sociedad le exige al sistema  educativo  un cambio que beneficie a la humanidad y le permita vivir a hombres y mujeres de manera digna  en armonía con el ambiente, donde el desarrollo humano tiene que ser el eje de toda acción cambio. Sin embargo la multiculturalidad, la diversidad y la diferencia parecen perderse en las  nuevas dinámicas políticas, económicas y sociales, como efecto de la globalización, donde la identidad de los pueblos trata de ser homogéneo, busca ser masivo.
Por ello en la actualidad, la educación tiene la necesidad de reflexionarse basándose en la historia que las   diferentes ciencias pueden aportar y  así proyectar sistemas educativos que respondan a las necesidades reales de la población y puede favorecer un mejor futuro para todos.
Con este marco de referencia  propongo a los lectores trabajar conjuntamente en la creación de esta matriz, donde se pueda ver reflejada las diferentes posturas pedagógicas, sus planteamientos, sus puntos críticos, el rol que tiene el docente, la evaluación el estudiante y demás presupuestos teóricos para sí poder relacionar estos modelos con las nuevas tendencias educativas.
Además este ejercicio permite a los participantes reflexionar sobre los argumentos teóricos en las cuales se ha fundamentado los diferentes sistemas educativos  de cada uno de las naciones, en especial las que pertenecen al mundo occidental.
La invitación es aportar desde el saber que cada persona  tiene y poder convertir este trabajo colaborativo en un documento de referencia que pueda aportar a la coherencia teórica de nuestra propia praxis pedagógica.

Para acceder a la matriz (ingrese aquí)
Publicar un comentario